Proponen nueva capitalización del BID para atender crisis regional

124
El Presidente Duque le pidió este sábado a la Asamblea de Gobernadores del BID adelantar una nueva capitalización del organismo, con el fin de que América Latina y el Caribe puedan enfrentar mejor la crisis generada por la pandemia del covid.

El Presidente Iván Duque Márquez invitó este sábado a la Asamblea de Gobernadores del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) -que sesiona este fin de semana en la capital del Atlántico-, a poner en marcha una nueva capitalización del organismo para enfrentar los retos de la región en materia de vacunación masiva, transformación social y cambio climático, entre otros.

“Si el Banco Interamericano de Desarrollo no se capitaliza en los próximos años, empezará a perder relevancia en el momento donde América Latina más necesita su capacidad de préstamo y su capacidad innovadora con sus productos”, enfatizó el Jefe de Estado.

En tal sentido, el Mandatario invitó a los Gobernadores de la Asamblea a dar el paso hacia la décima capitalización, con la expedición de una resolución este domingo, en la clausura de la sesión.

“Señores Gobernadores, que el paso que se defina mañana (domingo) con esta resolución marque el camino y el derrotero para que el BID tenga la décima capitalización, la que acompañe a Latinoamérica en la vacunación masiva, la reactivación segura, la resiliencia climática, la transformación social sostenible”, resaltó Duque.

Cabe recordar que la novena reposición de capital del BID, que tuvo lugar en Cancún, en el año 2010, le permitió proyectarse en medio de una grave crisis financiera que agobiaba al mundo, y que le dio al ente multilateral la capacidad para estar a la altura de las necesidades de la región.

En ese contexto, el Mandatario subrayó que el Banco debe jugar un papel vital en el año 2021, ya que este debe ser el año en el que la entidad “acerque la tecnología a los más vulnerables y que estimule a una juventud vigorosa de progreso” en la región.

Un BID conciliador

Durante su intervención, agregó que el BID debe continuar siendo un banco conciliador de espíritu cooperativo “para garantizar que la capacidad de préstamo de los países con mayor capacidad económica permita tener condiciones de plazo y tasa que le sean más propicias a los países más urgidos de América Latina”.

Además, Duque señaló que dentro de los retos está la “urgencia de estabilizar las finanzas públicas y, al mismo tiempo, atender a las poblaciones más afectadas”.

“Es necesario un BID que ayude a construir posición de región frente a la COP26 y frente a las metas de reducción de gases de efecto invernadero y, también, frente a la neutralidad de carbono que debemos alcanzar hacia el 2050 como objetivos de toda la región”, manifestó.

Finalmente, el Presidente invitó a que el Banco siga siendo un espacio de diálogo donde las distintas ideas se puedan expresar, evitando caer en populismos y demagogias que pongan en riesgo la democracia de los distintos países.

“Solamente con instituciones sólidas, instituciones que perduran, y con la independencia de poderes y el fortalecimiento de la democracia podemos vislumbrar una Latinoamérica más fuerte”, concluyó.