Comité Intergremial del Atlántico apoya medidas de Pumarejo contra repunte del Covid

102
BOG300. BOGOTÁ (COLOMBIA), 23/09/2020.- Una especialista opera una maquina para detección de COVID-19 en el laboratorio Synlab, hoy en Bogotá (Colombia). El aeropuerto Internacional El Dorado, el principal de Colombia, inauguró este miércoles un laboratorio propio para la toma de pruebas de detección de coronavirus para los viajeros de vuelos domésticos e internacionales que las requieran. EFE/ Mauricio Dueñas Castañeda

El Comité Intergremial del Atlántico dijo que respalda las más recientes medidas tomadas por la Alcaldía de Barranquilla de toque de queda y ley seca que rigen desde este miércoles 31 de marzo y hasta el lunes 5 de abril de 2021.

El Comité Intergremial expidió el siguiente comunicado:

En ese mismo sentido apoyamos igualmente las restricciones similares dispuestas por la Gobernación del Atlántico. Basamos este respaldo en las siguientes consideraciones:

1. La medida más eficaz contra la Covid-19 es la prevención que está dada por el uso de tapabocas, el lavado de manos y el distanciamiento social evitando encuentros familiares y de amigos, de lo cual cada ciudadano es responsable.

2. Hay que vacunarse y completar el esquema de vacunación. Y entender que apenas quince días después de la aplicación de la segunda dosis la persona queda protegida de complicaciones graves o de la posibilidad de fallecer. Luego de la vacunación hay que seguir usando tapabocas porque no hay evidencia contundente de que la vacuna evite el riesgo de contagiarse y de contagiar a los demás.

3. Los gobiernos están tomando las medidas que corresponden a las circunstancias actuales basados en indicadores y el análisis científico del comportamiento de la pandemia. Los confinamientos y cierres totales no son necesarios ahora de acuerdo con las consideraciones del Ministerio de Salud y el Instituto Nacional de Salud.

4. Barranquilla sigue siendo la ciudad del país con mayor muestreo por cada 100.000 habitantes, con más de 46.000 muestras. Una mayor búsqueda lleva a una detección más temprana de casos, a identificar cadenas de contagio, a la adopción de medidas para evitar la propagación y a controlar la letalidad.

5. La ocupación del 86% de las camas UCI no corresponde toda a casos de COVID-19 ni de residentes locales. Barranquilla tiene la mayor capacidad instalada de UCI por cada 10.000 habitantes entre las ciudades del país. Son 752 camas en total, de las cuales están disponibles más de 100, lo que da una de las disponibilidades más altas en Colombia.

EFRAÍN CEPEDA TARUD
Presidente ejecutivo
COMITÉ INTERGREMIAL DEL ATLÁNTIC