Un grupo de 30 miembros de la Marina de México fue acusado y encarcelado por su presunta participación en una serie de desapariciones forzadas, en 2018, en una violenta ciudad fronteriza del país con Estados Unidos, informó el jueves la Fiscalía General del país latinoamericano.

La acusación a los marinos marca la primera medida de alto perfil contra el personal militar durante la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien asumió el cargo en 2018 con la promesa de frenar la violencia y poner fin a la impunidad.

Los fiscales ahora tendrán seis meses para llevar a cabo una investigación sobre los 30 arrestados, detalló la Fiscalía.

“Durante la administración anterior, de febrero a mayo de 2018, en Nuevo Laredo, Tamaulipas, se dieron una serie de confrontaciones violentas, de donde resultaron diversas denuncias por desaparición forzada, vinculadas con elementos de la Marina-Armada de México”, explicó el organismo en un comunicado.

La secretaría de Marina informó incorrectamente a principios de esta semana que las desapariciones ocurrieron en 2014. Esa dependencia, junto con el Ejército, ha desempeñado un papel clave en el combate contra los cárteles de la droga, que comenzó en 2006.

Su despliegue ha dado lugar a frecuentes denuncias de abusos por parte de las fuerzas armadas, incluidas denuncias de hasta 40 desapariciones entre febrero y mayo de 2018 en Nuevo Laredo, que durante mucho tiempo ha sido un punto crítico para las guerras territoriales entre los cárteles.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en ese momento, Zeid Ra’ad Al-Hussein, denunció los crímenes como “horribles”, incluida la desaparición de al menos cinco menores, e instó a una investigación completa.

López Obrador ha creado una fuerza policial militarizada conocida como Guardia Nacional compuesta en parte por soldados para liderar la lucha contra el crimen organizado.

Mientras tanto, ha puesto a los militares a cargo de los puertos, la aviación civil, las vacunas contra el COVID-19 y los proyectos de infraestructura, incluido un nuevo aeropuerto para la Ciudad de México y parte de un ferrocarril turístico.

López Obrador también respaldó la decisión de retirar una investigación sobre el exministro de Defensa Salvador Cienfuegos, a quien Estados Unidos había arrestado por cargos de haber trabajado con un poderoso cartel de la droga.

(Reporte de Lizbeth Díaz y Daina Beth Solomon; Escrito por Abraham González; Editado por Ana Isabel Martínez)

Yahoo Noticias Agencia Reuters Foto internet REUTERS / Daniel Becerril