¡Quién iba a imaginar que Víctor del Real tuviera 67 años si todo el mundo lo conocía como “El nene”!

No hay una sola foto o video donde no aparezca sonriendo. Incluso en su primer video para la televisión nacional.

Dotado de una gran capacidad musical, el Covid-19 se cargó a otro excelente músico. Ahora el turno fue para este compositor, arreglista y pianista cartagenero: Víctor “El nene” del Real.

En la madrugada de este 28 de abril la pelona no tuvo miramientos y, luego de verlo sin aire en un hospital de la capital de Bolívar, acalla su talento.

“El nene” como lo bautizaron en la ciudad amurallada, tocaba varios instrumentos, sabía poner cada nota en un pentagrama, repartía partituras como un gran maestro y cuando se trataba de grabaciones discográficas indicaba con su batuta imaginaria.

Muy afinado, acompasado y creativo.

Hizo parte de la orquesta “La Verdad” al lado de su paisano Joe Arroyo a quien le produjo varias composiciones.

En los años ochenta hizo su aparición en el mundo del disco. Se lo disputaban las disqueras. Con su orquesta “El nene y sus traviesos” grabó el tema del maestro Ramón Chaverra, titulado “Patacón Pisao” con el cantante Juan Carlos Coronel, pero luego se convirtió en un éxito mundial con el dominicano Jhonny Ventura. “El marido de Josefa, oh, oh, sólo come pescado, oh, oh, si le dan otra cosa, oh, oh, lo rechaza abravado”.

¡Cómo se bailó ese tema!

“El Nene grabó durante cuatro años en Codiscos. Fue una extraordinaria persona dispuesta a escuchar y era muy dócil a la hora de trabajar en promoción”, comentó Fernando López, quien estuvo a cargo de la divulgación de su obra en los años ochenta.

El Nene estuvo en los estudios de Codiscos y Fuentes y laboró al lado de Pedro Muriel y Darío Valenzuela, los dos más grandes grabadores de la música tropical colombiana.

“Un buen compañero, de mucho talento, innovador, preciso y con buena capacidad para trabajar”, comentó Pedro.

Con Joe grabó temas como “El torito” –himno del Carnaval de Barranquilla y que es de obligatorio baile desde noviembre hasta febrero. Pasó una bala rastrera que rozó mi corazón/ Pasó una bala rastrera que rozó mi corazón/ Pegó un grito Salomón al salir de Tasajera / Pegó un grito Salomón al salir de Tasajera.

Era la música de mi tierra.

Después le grabó otro exitazo de Salomón Mancera Ibáñez, un hijo adoptivo de Barrancabermeja: “Tamarindo seco”. Cómo se menea la flor de patilla:/ así se menea la mujer de Barranquilla/. Tamarindo seco: se le caen las hojas/ agua derramada: no hay quien la recoja/ Ventana sobre ventana, sobre ventana una flor/ sobre la flor, Nicolasa, sobre Nicolasa, el sol.

El Nene del Real grabó también con Chelito de Castro y Fruko. Impulsó la carrera de su hijo Cristian Del Real, quien desde los 4 años mostró sus dotes como timbalero e incluso alcanzó a tocar con Tito Puentes.

“La Sociedad de Autores y Compositores de Colombia SAYCO, lamenta profundamente el fallecimiento del Maestro VICTOR “EL NENE” DEL REAL y expresa sus sentidas condolencias a su esposa, hijos, nietos, familiares, amigos y al pueblo cartagenero”, comentó el maestro Rafael Manjarrés, vicepresidente de la agremiación.

El Nene deja un gran legado musical y muchos recuerdos de sus canciones.

Por Guillermo Romero Salamanca

Con foto tomada de Impacto News