La Contraloría General de la República, de la mano del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), dio a conocer una preocupante afectación de la integridad del proceso de producción y distribución de Bienestarina en el país.

La bienestarina beneficia mensualmente a 1.194.656 niños, niñas de 0 a 5 años y madres gestantes, pero escasea debido a los bloqueos que se vienen presentando en las vías del territorio nacional.

De acuerdo con el informe solicitado por la Contraloría al ICBF desde el 28 de abril -día en que se dio inicio al paro nacional-, de los más de 20 puntos y plantas de producción las que se han visto más afectadas son las de Cartago (Valle del Cauca) y Caloto (Cauca), en las cuales se presentó cierre total, deteniendo la producción de la Bienestarina Más (polvo) y Líquida respectivamente.

De igual forma, la información suministrada a la Contraloría Delegada para la Participación Ciudadana precisa que actualmente, por los bloqueos en las vías, se estarían afectando 432.806 hogares y el costo total de la afectación entre Bienestarina en polvo y líquida represada es de $6.584.518.930.

Según el inventario de suministros por planta de producción, teniendo en cuenta los requerimientos para cubrir el plan de producción de junio 2021, se resalta lo siguiente:

• Caloto, Cauca (Bienestarina Líquida): a pesar de los esfuerzos, con la Misión de Apoyo al Proceso de Paz (MAPP) de la Organización de los Estados Americanos (OEA), la Gobernación del Valle del Cauca y la Defensa Civil, no ha sido posible disponer de las tractomulas que se deben trasladar desde Yumbo a Caloto para hacer el cargue de la Bienestarina Liquida. Tampoco se han podido mover 804.422 unidades que están dispuestas para distribuir en el territorio nacional.

Al no tener acceso a la planta, Ingredion, la empresa encargada de la producción anunció que desde la semana del 8 de mayo estaban en riesgo 44.000 litros de leche almacenada que se podrían perder en tanques de una empresa productora asociada, Alival.

• Cartago, Valle del Cauca: se requiere gestionar las materias primas para adelantar la producción de 579 toneladas adicionales, debido a que para el mes de junio existe una necesidad que asciende a 1.100 toneladas del alimento.

De igual manera, el ICBF explicó que a pesar de los esfuerzos que se han realizado con el Ejército Nacional, la Defensa Civil y sus transportistas para lograr el traslado de 184 toneladas de Bienestarina Más y 309 toneladas de Alimento para la Mujer Gestante, existe una necesidad de completar los esquemas de alimentación.

Dentro de las materias primas que tienen mayores déficits para cubrir la necesidad de producción del mes de junio se destacan:

Materia Prima

Requerimiento Actual Kg

Situación

ORIGEN

PROVEEDOR

Semielaborado Harina de Trigo

211.719

Déficit

Tuluá/Buga

Industria Harinas Tuluá / Molinos Sta Marta

Semielaborado Fécula de Maíz

109.270

Déficit

Cali

Ingredion

Harina de Soya x 25 Kg

175.400

Déficit

Buga

Grasas

Leche Entera en Polvo

75

Déficit

Medellín

Colanta

Fosfato Tricalcico

1.330

Déficit

La Estrella

HRA Uniquimica

Premezcla Vitamínica Aminoquelada

152

Déficit

Tocancipá

DSM / Granotec

 

 

 

/Yumbo

 

Saco Polipropileno 22,5 Más

1.952

Déficit

Medellín

Plasmar

Laminado Biorientado 900 g Más

1.686

Déficit

Medellín

Cia. Empaques

Harina de trigo fortificada

94.762

Déficit

Tuluá / Buga

Industria Harinas Tuluá / Molinos Sta Marta

Semi elab fecula maiz ICBF x25kg hd

50.508

Déficit

Cali

Ingredion

Harina de soya isn 20-40

84.400

Déficit

Buga

Grasas

El Contralor General de la República, Felipe Córdoba, se había referido al tema el viernes pasado, en la entrega de un CDI en Bolívar, enfatizando en la problemática que representa el desabastecimiento del alimento: “La Bienestarina no está llegando a los diferentes sitios del país. Los bloqueos no están dejando que llegue a nuestros niños, por eso pedimos que dejen y cesen los bloqueos porque esa no es la forma de hacer un paro”.

Frente a estos hechos, el Contralor Delegado para la Participación Ciudadana, Luis Carlos Pineda, indicó que “es importante velar por el bienestar de nuestros niños y, así mismo, es fundamental que este complemento alimenticio llegue a todos los beneficiarios, por lo que es necesario que se permita el paso del alimento de los niños”.

La Bienestarina es un complemento de alto valor nutricional producido por el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) desde el año 1976 para la alimentación de los niños y madres gestantes con mayores necesidades socioeconómicas en el territorio nacional.