La Reserva Federal está considerando formas de mitigar cualquier impacto en los depósitos de los bancos comerciales si el Gobierno de Estados Unidos decide emitir un dólar digital, según la vicepresidenta del banco central.

Si bien es inevitable cierta disminución, la Fed está buscando formas de evitar una caída significativa en los depósitos, dijo Lael Brainard el jueves. Los grupos de presión de la industria, incluida la Asociación de banqueros estadounidenses (ABA) y el Instituto de Política Bancaria (BPI) han pedido al Gobierno que posponga el lanzamiento de una moneda digital del banco central (CBDC, por sus siglas en inglés) por la preocupación de que saque dinero del sistema bancario y haga que el crédito esté menos disponible para las empresas y los hogares.

“Ciertamente hemos estado realizando muchas consideraciones en términos de pensar en las implicaciones potenciales para los depósitos”, señaló Brainard a los legisladores en el Comité de Servicios Financieros de la Cámara. “Cualquier evolución futura del sistema financiero con la digitalización conducirá a una disminución del uso de efectivo y una disminución de los depósitos bancarios”.

Ese cambio ya está ocurriendo, incluso sin una CBDC, a medida que las personas migran cada vez más a las aplicaciones de pago móvil, aseveró. Todavía hay formas en que EE.UU. podría diseñar una CBDC para limitar el impacto, dijo Brainard. Por ejemplo, dijo que el Gobierno podría establecer límites en la cantidad de tenencias de CBDC que una persona podría tener en una cuenta. La ABA y el BPI han dicho que es poco probable que eso ayude mucho.

El Gobierno también podría evitar pagar intereses en las cuentas de CBDC, lo que daría a los depósitos bancarios una ventaja competitiva, señaló Brainard. “Hay una variedad de maneras en la que se ha estado pensando en diseñarla para que no disminuyan los depósitos en el sistema bancario”, agregó.

Actualmente, la Fed está revisando los comentarios que recibió en un documento de discusión publicado en enero, exponiendo los puntos a favor y en contra de una posible CBDC. La Casa Blanca dijo en una orden ejecutiva de marzo sobre la política de criptomonedas que estaba poniendo “la máxima urgencia” en la investigación y el posible desarrollo de un dólar digital estadounidense.

Allyson Versprille

Yahoo Noticias Bloomberg L.P.