Ya sea para un viaje de turismo o para probar suerte, Estados Unidos es uno de los países que más visitantes recibe cada año. Esto se debe a que este país, a lo ancho de su vasto territorio, ofrece un sinfín de actividades para realizar y una amplia gama de oportunidades.

Es un hecho, sin embargo, que la gran afluencia de viajeros implica todo un proceso burocrático que debemos sortear antes de ingresar. Sumado a esto, realizar un movimiento tan significativo en cuanto a recorridos y requerimientos, implica la necesidad de planificar con tiempo.

Para comenzar, repasamos algunas recomendaciones de gran utilidad para preparar un viaje exitoso a Estados Unidos.

1. Gestionar el papeleo con antelación

Las demoras en los procesos de visado y solicitudes de ingreso al país son considerables, por lo que es fundamental comenzar cuanto antes. Esto se debe a que, desde los inicios de la pandemia, Estados Unidos detuvo la agenda de otorgamiento de visas por un tiempo.

Por eso, lo primero que debemos hacer es llenar un formulario de solicitud, pagar el arancel y esperar el anuncio de nuestra cita para la visa americana. Hecho esto, debemos tener paciencia, ya que la capacidad de funcionarios de inmigraciones en actividad todavía es limitada.

Debido a que puede ser un proceso complejo, algunas agencias se ocupan de la gestión y procuran el avance de nuestro visado. Entonces, si encontramos dificultades para comenzar los trámites, podemos considerar esta posibilidad mientras nos encargamos de planificar el viaje.

2. Asegurar lo mínimo

Como parte de los preparativos para un largo trayecto de viaje, es importante cubrir algunas necesidades mínimas. Si nuestra intención es realizar un viaje turístico, podemos buscar hospedaje en apps específicas que nos garanticen seguridad y una experiencia positiva.

Si, por otra parte, estamos pensando en probar suerte, existen alternativas laborales que incluyen estadía. Buscar opciones con antelación es lo ideal, ya que es más factible encontrar lo que buscamos y podemos anticipar nuestros destinos y actividades.

Además de las necesidades habitacionales, es importante prever nuestros gastos, para definir un capital antes de partir. En ese sentido, también es clave comprar dólares antes de viajar para no perder dinero y revisar si nuestras tarjetas bancarias funcionan en el lugar de destino.

3. Preparar un plan integral

Teniendo en cuenta que las acciones que mencionamos antes llevan tiempo de concreción, podemos aprovechar para diseñar un plan de viaje. En él debemos tener en cuenta todas las variantes en juego: destinos, gastos, equipaje, contactos, alojamiento, menesteres, etc.

Podemos comenzar por establecer un plan de ahorros con el fin de preparar un presupuesto para comida, trayectos, hospedaje y gastos personales. Seguido, es fundamental definir un circuito de recorrido para poder definir, luego, las búsquedas de hospedaje y actividades.

Hecho esto, tendremos lo necesario para crear una agenda que, si bien puede sufrir constantes cambios, nos dará un panorama de opciones y posibilidades. Cuando el momento del viaje se acerque, podemos concretar las reservas y diseñar nuestros recorridos.

Con foto tomada de https://www.visadosamericanos.com/